Top 10 – Leyendas de Le Mans

Las 24 Horas de Le Mans, junto con las 500 Millas de Indianápolis y el Gran Premio de F1 de Mónaco, se encuentran entre los 3 eventos automovilísticos más prestigiosos del mundo. Si bien los pilotos victoriosos en Indy o Mónaco son generalmente más memorables, estos son los autos con más probabilidades de convertirse en leyendas en Le Mans. ¡Aquí están nuestros 10 autos de carrera más memorables para ganar las 24 Horas!

Alfa Romeo 8C 2300 (1931-1932-1933-1934)

Con 4 victorias seguidas, el Alfa Romeo 8C 2300 es el más exitoso de la preguerra. Debe su nombre a su motor de 8 cilindros en línea de 2336 cm³, que entregaba hasta 175 hp y permitía una velocidad máxima de 215 km/h en algunos modelos. Baste decir que el 8C 2300 se sintió cómodo en el circuito de Le Mans con su interminable recta Mulsanne sin chicanes. Ayudará a establecer la imagen deportiva de la marca.

Ferrari 250 TR (1958-1960-1961)

Este Ferrari recibió la designación TR de Testa Rossa (cabeza roja) porque sus tapas de válvulas eran rojas del mítico V12 Colombo de 2953 cm3, que desarrollaba más de 300 CV. Dos letras que se hicieron definitivamente legendarias gracias a la escultural línea de esta 250 TR y sus 3 victorias generales en las 24 Horas de Le Mans, incluida la primera en 1958 con el belga Olivier Gendebien junto al estadounidense Phil Hill. Gendebien lo volvió a hacer en 1960 con su compatriota Paul Frère antes de triplicar el liderato en 1961, nuevamente junto a Phil Hill.

Ferrari 250 TR - Leyendas de Le Mans

Ford GT40 (1966-1967-1968-1969)

El Ford GT40 es la historia de una rivalidad sin precedentes en la historia del automovilismo entre un popular gigante estadounidense (Ford) y un respetado artesano italiano (Ferrari). El GT40 le dará a Ford 4 éxitos consecutivos en la segunda mitad de los años 60, en 3 versiones -Mk II en el 66, Mk IV en el 67, luego Mk I en el 68 y el 69- y con dos pilotos belgas, Lucien Bianchi en el 68 y Jacky Ickx en el 69 (la primera de sus 6 coronaciones Sarthe) vinculados respectivamente a Pedro Rodríguez (México) y Jackie Oliver (Reino Unido). El GT40 debe su nombre a su altura de 40 pulgadas (1016 mm) y podría contar con un V8 muy potente y con mucho torque que entregará hasta 485 hp. Una leyenda que no ha envejecido ni un ápice y que ha dado vida a dos modernas reinterpretaciones, la segunda de las cuales ganó su categoría en GTE en su primera aparición en 2016.

Ford GT40 Mk II - Leyendas de Le Mans

Porsche 917K (1970-1971)

Es cierto que Porsche ostenta el récord de victorias en la general de Le Mans con muchos de los modelos que han marcado la historia de este evento, pero fue con el 917 K con el que Porsche abrió su lista de precios Sarthe. Sin el tradicional alerón trasero, el 917 K sucedió al 917 “normal” y fue creado para el circuito de Le Mans y Hunaudières. Equipado con un motor atmosférico de 12 cilindros (Flat 12) de 4,5 y luego de 4,9 litros, desarrolló hasta 600 CV y ​​fue ganador de las 24 Horas de Le Mans en 1970 y 1971. ¡Un modelo legendario que puede haber inspirado a Peugeot en su momento, presenta su nuevo 9X8 en 2022!

Porsche 917 K - Leyendas de Le Mans

Jaguar XJR-9LM (1988)

La historia entre Jaguar y las 24 Horas de Le Mans también es bonita. El fabricante británico asentó su prestigio deportivo con el Type C de 1953 y el Type D de 1955 a 1957, pero desde entonces no ha pasado nada. Habrá que esperar hasta 1988 y el XJR-9 LM en los famosos colores Silk Cut para ver al gato Amazonas volver al escalón más alto del podio en La Sarthe. Pero este Jaguar no solo habrá dado forma a las mentes con su muy lograda pintura. El Grupo C anglosajón se habrá deleitado con la estridente melodía de su enorme V12 de 7 litros, que coquetea con 750 CV por menos de 900 kg. Allanó el camino para el XJR-12, que ganó en Le Mans dos años después.

Jaguar XJR-9 LM - Leyendas de Le Mans

Mazda 787B (1991)

Ni el más elegante, ni el más potente, ni el más rápido del Grupo C en la salida de las 24 Horas de Le Mans de 1991, el Mazda 787B marcaría sin embargo la historia de las carreras de resistencia y la memoria de los amantes del automovilismo en 1991, con chasis desarrollado por TWR y el año anterior Victorious bajo el escudo de Jaguar, el Mazda destacaba por su llamativa decoración, pero más aún por el estridente y conmovedor aullido de su motor de cuatro rotores, que desarrollaba 700 CV a 9000 rpm. se convirtió en el primer fabricante japonés en ganar en Le Mans. Habrá que esperar hasta 2018 y una victoria indiscutible para que Toyota repita la hazaña.

Mazda 787B - Leyendas de Le Mans

Peugeot 905 (1992-1993)

El Peugeot 905, con su aerodinámica excepcionalmente refinada y su motor 3.5 V10 de aspiración natural, habrá marcado el estado de ánimo y el final de la era del Grupo C. Tras una temporada de descubrimientos en 1991, Peugeot venció a la competición para ganar las 24 Horas de Le Mans de 1992 y firmó el doblete para despedirse del Grupo C en Le Mans al año siguiente. Aún hoy, el Peugeot 905 es uno de los 3 modelos más reconocibles reconocidos tanto por el público en general como por los entusiastas al mencionar las 24 Horas de Le Mans.

Peugeot 905 - Leyendas de Le Mans

McLaren F1 GTR (1995)

El McLaren F1 GTR nunca debería haber ganado en Le Mans. Diseñado por Gordon Murray y propulsado por un fabuloso V12 de 6 litros de BMW, el GT, que compitió en la categoría GT contra prototipos de mucha mayor potencia, estuvo sin embargo en gran número al comienzo de las 24 Horas de 1995 con 7 ejemplares. Pero el primer hipercoche de la historia supo aprovechar la lluvia para desbaratar los pronósticos, y con 4 F1 GTR también finalizando entre los 5 primeros, solo el Courage Porsche, inscrito en el WSC, desbarató esta hegemonía en el segundo puesto. El McLaren habrá llevado al GT a una nueva era y en la segunda mitad de la década de 1990 será la base del entusiasmo de los grandes fabricantes en las largas distancias.

McLaren F1 GTR - Leyendas de Le Mans

Audi R8 (2000-2001-2002-2004-2005)

Cuando Audi llegó a Le Mans en 1999, la marca de los cuatro aros era más conocida por su tracción total y sus éxitos en rallyes y superturismos. Pero el ogro alemán no llega a igualar los números. Con un podio en su primer intento, volvió en 2000 con el R8. Una bandeja que domina escandalosamente la resistencia durante 6 años, dejando solo migas a la competencia. Sin un acuerdo interno dentro del Grupo VW que permitiera ganar a Cousin Bentley en 2003, el Audi R8 habría firmado 6 victorias consecutivas en las 24 Horas de Le Mans. Y esa es solo la parte visible de sus registros.

Audi R8 - Leyendas de Le Mans

Porsche 919 Híbrido (2015-2016-2017)

Como miembro final de nuestro top 10, el Porsche 919 Hybrid marcó el regreso del fabricante alemán a la cima de Le Mans. Presentado en 2014, el 919 Hybrid fue una maravilla de la ingeniería, más avanzada que la F1 y que combinaba un V4 2.0 turboalimentado con asistencia eléctrica para desarrollar más de 1000 hp al mejor nivel de la era LMP1. Sobre todo, pondrá fin al dominio de los diésel (Audi y Peugeot, híbridos o no) en la categoría reina de la conducción de larga distancia. Ganó su segunda aparición y quedó invicta tres veces antes de retirarse. ¡Porsche es un monstruo tecnológico y de rendimiento y le ofrecerá una variante ‘Tribute’, libre de todas las restricciones reglamentarias y lista para romper múltiples récords de vuelta en circuitos prestigiosos y demostrar ser más rápido que los autos F1 modernos!

Porsche 919 Híbrido - Leyendas de Le Mans

Cabe señalar que este top 10 es puramente subjetivo y se podrían haber incluido muchos otros modelos icónicos, ya sea el Jaguar XJR-12 y Type D, BMW V12 LMR, Matra Simca MS670, Bentley Speed ​​Six, Etc.

3 fuertes perdedores

Así como la historia registra a los ganadores, también recuerda a algunos “perdedores”. Queríamos lanzar 3 en los últimos 30 años.

Toyota GT Uno

El GT-One o TS-010 marcó el regreso de Toyota a Le Mans con el deseo de aprovechar las muy permisivas regulaciones de GT1, de ahí el nombre GT One. Y GT era solo de nombre con su aerodinámica más avanzada que cualquiera de sus competidores, incluidos los prototipos. Dominando el reloj contra el reloj, el Rocket japonés debe seguir hambriento de victoria en La Sarthe, sin embargo, le falta la confiabilidad y ese poco de suerte que marca la diferencia. Pero habrá dejado su huella en las mentes y está claramente a la vanguardia de los monstruos sagrados de Le Mans.

Toyota TS020

mercedes clr

Tras dos años marcados por la avería de sus CLK en la Sarthe, Mercedes afrontaba 1999 con la intención de arrasar en la competición. Para ello, el fabricante de la estrella presenta el CLR, una especie de borrón sobre ruedas, el cohete alemán es extremadamente rápido y muestra un rendimiento excepcional. Con solo poder competir con el Toyota GT-One en el reloj, los CLR vuelan en la pista… y en el aire. Con 3 largadas durante los entrenamientos y luego el inicio de la carrera, las Flechas de Plata marcaron la historia de esta edición de las 24 Horas de Le Mans, obligando a Mercedes a retirar sus dos autos restantes de la carrera después de que el bucle de Peter Dumbreck terminara en el árboles en el borde de la pista. Miraculous, Dumbreck y Mark Webber (víctimas de los dos primeros vuelos nunca olvidarán sus 24 Horas de Le Mans y su Mercedes CLR… ¡y nosotros tampoco!

Mercedes CLR - Leyendas de Le Mans

Ferrari 333SP

Para terminar con una nota positiva, hemos elegido el Ferrari 333 SP, el último representante del Cavallino Rampante en la categoría reina de las 24 Horas de Le Mans… ¡antes del regreso de Ferrari al hipercoche en 2023! Nunca realmente capaz de ganar, la 333 SP fue una tableta diseñada por Dallara y propulsada por un atmosférico V12 4.0 que giraba a 11.500 rpm con la melodía mágica. Elegante, con clase y muy competitivo en los Estados Unidos, el 333 SP no fue hecho para las largas rectas de Le Mans. Sin embargo, recordaremos el ejemplo dado en 1996 bajo la bandera de Racing for Belgium con el trío Bachelart-Goossens-Van de Poele.

Ferrari 333 SP - Leyendas de Le Mans

Nuevamente tuvimos que hacer una elección dejando de lado el Nissan R390, Panoz y otros Pescarolos…

Elite Boss

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.